Hidrometeoros

Acaban de caer los primeros copos de nieve que han cuajado en la Sierra de Guadarrama. Pero este ligero manto blanco no es todo de nieve, también hay  escarcha, cencellada, etc. Hidrometeoros son aquellos fenómenos atmosféricos perceptibles y que son consecuencia del vapor de agua que contiene el aire. Veamos unos cuantos:

Hidrometeoros:

- Lluvia: Es precipitación de gotas de agua, mayores de 0,5 mm, que caen con cierta velocidad e intensidad. Estas gotas se forman a partir de gotitas más pequeñas en el seno de las nubes por procesos de coalescencia y aglutinamiento. Si el diámetro de las gotas es menor de 0.5 mm tenemos Llovizna.

- Chubascos: Es un tipo de precipitación caracterizada por su gran intensidad, pero no por su continuidad. Producen fuertes aguaceros que pasan rápidamente y suelen ser consecuencia de nubes de gran desarrollo vertical. 

Chubasco tormentoso en Villalba. Foto: Almudena Dorda.

 - Nieve: Precipitación de cristales de hielo formados por la sublimación del vapor de agua en el aire lo suficientemente frío. Estos cristales tienen muchas formas y crecen formando estrellas, plaquetas, agujas, etc. Cuando estos cristales se aglutinan forman los copos. La cinarra es la nieve granulada menor de 1 mm.

- Aguanieve: Precipitación simultánea de agua y de nieve.

- Granizo: Precipitación de bolas de hielo de diámetro entre 2 y 5 mm formadas por la congelación de gotas de agua que son elevadas a niveles altos muy fríos, debido a fuertes corrientes ascendentes de aire dentro de las nubes convectivas (tormentas).  Si el granizo es fino se denomina cellisca y si es grande, pedrisco.

- Lluvia engelante: Precipitación de agua que se congela al posarse sobre una superficie. Este fenómeno ocurre cuando una masa de aire húmedo pero no demasiado frío se extiende sobre otra masa de aire más frío con temperaturas bajo cero.

- Virga: Precipitación que se evapora antes de llegar al suelo por atravesar en su caída otras capas más cálidas o secas. Forma cortinas bajo la base de la nube que se disipan unos metros por debajo.

- Niebla: Nubosidad a ras de suelo, que reduce la visibilidad a menos de 1 km.  Estas nubes en forma de estratos pueden tener en ocasiones unos pocos metros de espesor, denominándose entonces bancos de niebla. 

- Whiteout: Es un meteoro asociado a la niebla en montaña en la que la visibilidad es casi nula y la falta de contraste de la nieve del suelo produce la sensación de estar flotando en la nada. En ocasiones, esta pérdida de referencias produce incapacidad para saber si estamos en movimiento o parados, y puede ir asociada a desequilibrios, mareos y caídas.

- Neblina o bruma: Nubosidad a ras de suelo, que reduce la visibilidad entre 1 y 10 km. En las zonas marinas se denominan brumas.

- Rocío: Son depósitos de gotas de agua en las superficies, al enfriarse el aire por irradiación nocturna. En las noches despejadas, el suelo irradia calor y se enfría, enfriando así el aire posado sobre él, que puede llegar a saturarse de humedad y condensarse en gotitas.

- Escarcha: Depósito de cristales de hielo, al enfriarse el aire por debajo de 0ºC, por irradiación nocturna. Es el mismo proceso que produce el rocío pero con temperaturas por debajo del punto de congelación que hacen que la humedad se sublime en cristales de hielo sobre el suelo. Sus cristales tienen forma foliácea, triangular y plana y pueden llegar a tener varios centímetros de tamaño. Si se quedan enterrados bajo otra capa de nieve, forman estratos frágiles que inestabilizan el manto.

- Helada: Es la congelación directa del agua del suelo, formando costras de hielo transparente y duro.

 - Cencellada: Depósito de cristales de hielo sobre las superficies, al paso de nieblas cuando la temperatura del aire es negativa. Estas formaciones acumulan cristales de hielo en forma de coliflor o agujas en la parte de barlovento de los objetos pudiendo llegar a formar banderolas de varios metros de longitud. Puede ser blanca o transparente, o tener forma de agujas si no hay viento. Sus cristales pueden formar capas frágiles si se quedan enterrados bajo la nieve.

- Ventisca: Nieve levantada del suelo por el viento, y que reduce la visibilidad. En ocasiones la ventisca es sólo superficial, pero en otras ocasiones puede envolver por completo a las personas y reducir enormemente la visibilidad.

- Rociones: Nubes de agua levantada por el viento de superficies marinas o lacustres.

- Torbellino de nieve: Rachas violentas y repentinas de viento que levantan la nieve del suelo.

- Tornado: Gran remolino producido por algunas nubes de tormenta de consecuencias devastadoras. El movimiento ciclónico del viento en la base de potentes cumulonimbos hace que se forme una manga de nubosidad que a medida que se acelera, va aproximándose al suelo hasta que sus efectos llegan a la superficie. Pueden llegar a tener más de 200 km/h y una presión interior muy inferior al exterior provocando el estallido de viviendas.

Foto: Eric Nguyen

- Tromba marina: Tornado producido sobre el mar y que levanta el agua en forma de columna hasta la base de la nube.

Texto: Luis Pantoja; Fotos: RECmountain

top
0

Publicado:

Categorías: Meteorología, RECwildlife